IRON SAW BLADE
© IRON SAW BLADE 2016
Home About Live Reviews Interviews Contact
Gods Of Silence - Neverland
Sello discográfico: Rock Of Angels Records Publicación: 2017 Estilo: Melodic Metal Tracklist 1. Gods Of Silence (Intro), 2. Army Of Liars, 3. Against The Wall, 4. Neverland, 5. Full Moon, 6. The Phoenix, 7. Demons, 8. Wondeful Years, 9. Alone, 10. You Mean Nothing More To Me, 11. All My Life
La banda suiza Gods Of Silence se había fundado en los años 90 entonces con el nombre Kirk. Su primer disco „The Final Dance“ se había publicado en 2003. Buenas criticas y reseñas ayudaron a la banda para presentarse en el anteprograma de bandas como „Doro“, „Pink Cream 69“, „Axxis“ y „Shakra“. El baterista Vito Cecere salió la banda por problemas sanitarios en 2004. A consecuencia de ello decidió tomar una pausa. La banda se había reunido en 2009 y encontró un nuevo baterista en Philipp Eichenberger. En este nuevo reparto, el disco "Masquerade" fue publicado en todo el mundo en 2013 por el renombrado sello de metal "Mausoleum Records", que también fue producido por Dennis Ward (Unisonic, Pink Cream 69). En 2014 siguió una gira por Italia, Suiza y Alemania con la banda sueca de hard rock „The Poodles“ y la banda suiza de hard rock melódico „Crystal Ball“. En 2016 el cantante Thomas Rauch abandonó la banda. Con Gilbi Meléndez encontró un nuevo cantante poco después. La banda se renombró en Gods Of Silence por el cambio del micrófono. El disco „Neverland“ fue grabado con el productor Dennis Ward de nuevo y publicado en todo el mundo por el sello discográfico griego Rock of Angels Records el día 7 de septiembre de 2017. En „Neverland“ el oyente obtiene melodic metal. „Army Of Liars“ da una primera impresión tras una intro orquestal. Y es fenomenal. Los riffs magníficos por el guitarrista Sammy Lasagni y el cantante Gilbi Meléndez (Maxxwell) con su buen rendimiento vocal causan entusiasmo. „Against The Wall“ convence con su toque progresivo y su ritmo pegadizo. Tiene el potencial de ser un éxito. „Neverland“ tiene un sonido menos duro que las canciones anteriores por el sonido de teclado pero conience con influencias de power metal, que me recuerdan a bandas de Finlandia como Stratovarious o Sonata Arctica. Esto se da cuenta cuando los teclados entran y la voz de Gilbi Meléndez tiene más espacio. El trabajo de las guitarras en colaboración con el tecladista Bruno Berger encanta al oyente como cambios de velocidad. „Full Moon“ comienza oscuro y con sonido orquestal antes de que las guitarras empiezan. Aquí dominan las guitarras de Sammy Lasagni, lo cual demuestra sus capacidades como guitarrista con riffs muy potentes y solos y entusiasma constantemente. Otra canción, la cual tiene el potencial de ser un éxito sigue con „The Phoenix“. El texto por sí solo cautiva con su estribillo „Give me your head, give me your heart, you have lost your soul anyway, no one's here to save you, ashes to ashes and bones to the bones, those who survive will be buried alive“. Mi canción favorita „Demons“ a la que se grabó un video musical sigue después. A pesar del sonido guay de la guitarra el estribillo „The demons came across the water, bringing sorrow and pain, the demons came across the water with a smile on their face“  llama mi atención. Esto me recordó a una profecía de Nostradamus, lo cual anunció un evento de este tipo. La lucha desesperada contra invasores hostiles, los que tienen ganas llevar muerte y perdición. „Wonderful Years“ con su influencia de pop suave es menos dura y más alegra. Esto no es una desventaja porque muestra otra faceta de la banda con músicos experimentados. Aquí la voz de Gilbi esta en el primer plano con el juego de teclados por Bruno Berger, los cuales muestran una interacción armoniosa.  "Solo" va como "Wonderful Years" en la misma dirección y convence con la armonía, las guitarras y el sonido melódico del teclado. "You Mean Nothing More To Me" hace la declaración de que la relación con alguien ha terminado y esa persona ya no importa. „All My Life“ termina el disco como última canción. La dureza regresa y los riffs de la guitarra suenan más fuerte que en las dos canciones anteriores. Eso me gusta mucho y se puede escuchar los gran riffs del la guitarra de  Sammy Lasagni y disfrutar la voz del cantante Gilbi Meléndez otra vez cuando canta en el micrófono el estribillo „All my life where have you been I was looking for you you should be my queen“. Una declaración de amor a una mujer que has buscado toda tu vida y que quieres tener como reina a tu lado. „Neverland“ se ha convertido en un disco fabuloso y fans de power metal / melodic metal / heavy metal deberían escucharlo. Aunque teclados son un componente, son una adición y no se encuentra esferas de sonido cursi. Una joya de metal, la cual merece la puntuación máxima. 12/12 Reseña de Dominic Latscha